Noticias

Quiénes somos

Servicios

Legislación

Jurisprudencia

Preguntas Frecuentes

Estadísticas

Empresas

Contacto

Contratos

¿Qué es un contrato?

Un contrato es, por naturaleza, un acuerdo de voluntades entre dos o más personas (físicas o jurídicas).

Contratos de adhesión

Es común en la actualidad abrir una cuenta bancaria; obtener una tarjeta de crédito, comprar un auto, o un teléfono celular; todo ello se realiza a través de los denominados "contratos de adhesión". Estos contratos son confeccionados por los proveedores en forma estandarizada, reproducidos en serie y de contenido general para cualquier consumidor o usuario, por lo que quien se adhiere con su firma debe aceptar todas las cláusulas, ya que, en general no puede negociar individualmente su modificación.

¿Qué problemas puede tener el consumidor?

Si existen cláusulas con las cuales usted no está de acuerdo, en principio no tiene posibilidades de negociar su contenido o modificarlas en forma individual. Uno de los principales problemas es que la capacidad y poder que tiene el proveedor para confeccionar el contrato le permite a éste redactarlo de forma tal que reduzca eventuales situaciones desfavorables ante tan diverso público que se adhiere al contrato. Ello lleva a que en estos contratos puedan incluirse cláusulas "abusivas" por el empresario que perjudican al consumidor. La Ley de Defensa del Consumidor protege a los consumidores de las cláusulas abusivas de los contratos de adhesión.

¿Qué son las "cláusulas abusivas"?

Según el artículo 37 de la Ley 24.240 son “cláusulas abusivas” aquellas que: a) Desnaturalicen las obligaciones o limiten la responsabilidad por daños; b) Importen renuncia o restricción de los derechos del consumidor o amplíen los derechos de la otra parte; c) Contengan cualquier precepto que imponga la inversión de la carga de la prueba en perjuicio del consumidor.

En síntesis, son "abusivas" las cláusulas que presentan un claro desequilibrio en perjuicio del consumidor. La ley aclara en el mismo artículo que siempre la interpretación del contrato se hará en el sentido más favorable para el consumidor. Cuando existan dudas sobre los alcances de su obligación, se estará a la que sea menos gravosa. También prevé que en caso en que el oferente viole el deber de buena fe en la etapa previa a la conclusión del contrato o en su celebración o transgreda el deber de información o la legislación de defensa de la competencia o de lealtad comercial, el consumidor tendrá derecho a demandar la nulidad del contrato o la de una o más cláusulas. Cuando el juez declare la nulidad parcial, simultáneamente integrará el contrato, si ello fuera necesario.

¿La "letra chica" de los contratos disimula la existencia de las cláusulas abusivas?

En numerosos casos, la Autoridad de Aplicación de la Ley de Defensa del Consumidor detectó que era práctica habitual en el mercado que las cláusulas de los contratos de adhesión estuviesen escritas en una letra demasiado pequeña; directamente ilegible, desalentando su lectura y dificultando su comprensión. Para combatir esta mala práctica de la "letra chica", se dictó la Resolución S.I.C. y M. N° 906/98 que entró en vigencia el 7 de julio de 1999, disponiendo que todos los contratos escritos de consumo, así como todo otro documento (factura, certificado de garantía, solicitud, etc.) contengan un tamaño de letra de un mínimo de 1,8 milímetros de altura y que toda cláusula que deba ser destacada, tiene que consignarse en "negrita" y de tamaño superior al resto del texto.

ANTES DE FIRMAR UN CONTRATO, RECUERDE LO SIGUIENTE

  1. La firma de un contrato genera derechos, pero también obligaciones. Lea bien los textos antes de firmarlos. Si no tiene tiempo o no entiende, lléveselos a su casa para analizarlos o consulte en la OMIC más cercana a su domicilio.

  2. A veces no tienen la forma clásica de un contrato, siendo una solicitud u otros formularios, pero sus efectos son idénticos.

  3. Por lo general, el arrepentimiento posterior del consumidor no lo libera de las obligaciones asumidas.

  4. Exija SIEMPRE una copia firmada por la otra parte, de toda la documentación contractual.

  5. Todos los espacios en blanco que contengan los contratos o solicitudes, deben ser completados antes de su firma.

 



OMIC - Oficina Municipal de Información al Consumidor
Donado 242 - Tel.: (291) 455 0383 | 0800 222 7024